Academia de Guitarrería®
Acústica, Diseño y Construcción de Guitarras

| Academia | Cursos | Matrícula | Método | Profesores | Pregúntanos |
Si crees que la formación es cara, prueba la ignorancia.

AG

 

 

 

 

Academia

 

Cursos

 

Método

 

Profesores

 

Matrícula
 
Pregúntanos
 

Preguntas y respuestascurso de construcción de guitarras

Sobre las barreras de entrada y obstáculos

Si usas Internet Explorer y sólo ves los títulos, pincha en ellos para que se abran las respuestas.

  • ¿Es difícil hacerse un hueco como guitarrero?

    • Existen varias barreras que dificultan la entrada en la guitarrería. Unas son comunes, en mayor o menor medida, a cualquier profesión: dificultad de encontrar la información y maestros adecuados, saturación del mercado que obliga a ejercer la profesión en régimen muy competitivo, etc.

    • Otras son más específicas de este oficio y derivan de la poca evolución que su forma de enseñanza y transmisión ha tenido en los últimos siglos. Aquí hay que distinguir entre las barreras involuntarias y las voluntarias.

    • Las involuntarias son la existencia de muchos bulos, mitos, y falsedades que se van transmitiendo porque la gente las va dando por buenas o porque nadie se atreve a contradecir por falta de argumentos sólidos.

    • Entre las barreras voluntarias destacan las que utilizan otros miembros de la comunidad guitarrerística y con las que intentan mantener su statu quo. Son barreras de este tipo el mantenimiento de secretos, el desinterés o desprecio de las novedades y el descrédito o descalificación hacia quienes ven como competencia o amenaza de sus intereses.

  • ¿Es difícil encontrar información?

    • Depende lo que busques. Para iniciarse sobre la forma de montar la guitarra, el encolado de las piezas, las maderas usadas, etc. siempre ha habido algunos libros, aunque con mala distribución. Hoy en día cada vez es más fácil encontrar este tipo de información básica, incluso en forma de fotografías y videos gracias a Internet.

    • Con esa información y muchos años de probar e ir mejorando, podrías acabar siendo un buen guitarrero, como lo han hecho algunos. Pero ten en cuenta que son muchísimos más los que no han llegado a ninguna meta por este camino aparentemente sencillo.

  • ¿Son los guitarreros de prestigio los mejores maestros para enseñar el oficio?

    • La mayoría de guitarreros prestigiosos no, algunos sí.

    • La inmensa mayoría de los guitarreros de prestigio actuales son magníficos carpinteros (capaces de hacer un objeto de madera bello y bien acabado con forma de guitarra) que, además, tienen algunos conocimientos prácticos para hacer que suene bien. Casi todos han empezado a construir guitarras por su cuenta copiando un diseño previo y el tipo de conocimiento que acumulan y que te pueden transmitir es muy limitado, aunque realmente útil para poder hacer lo mismo que hacen ellos. Pero como no conocen en profundidad y detalle cómo afecta cada componente al conjunto del instrumento, difícilmente podrán explicarte cómo se comportaría cualquier modificación. La respuesta será del tipo: hay que hacerlo y probar. Con ese método hay que hacer miles de modificaciones hasta encontrar una que realmente resulte beneficiosa. Es el haber seguido este método de transmisión de conocimiento lo que ha hecho que la guitarrería haya avanzado tan poco desde hace siglos (en comparación con otros ámbitos profesionales y del conocimiento donde se han producido auténticas 'revoluciones'.

  • ¿La administración ayuda? ?

    • Esta es una pregunta que puede interpretarse de muchas formas. En primer lugar hay que definir a qué administración nos referimos.

    • En España las administraciones han tenido olvidada a esta profesión. Por supuesto que no hay ayudas económicas de ningún tipo ni para quienes estudian ni para quienes ejercen este oficio, pero hasta hace poco la guitarrería ni siquiera estaba en el catálogo de profesiones. No había forma de estudiar este oficio, de ser reconocido como profesional del mismo, ni de inscribirse en los servicios de empleo solicitándolo. De forma esporádica, algún ayuntamiento ha subvencionado algún cursillo de reinserción profesional promovido por algún particular. Todo lo demás es privado. Recientemente se ha incluido la construcción de guitarras como profesión homologable y se ha propuesto un plan de estudio dentro de la familia de las artes, donde no es posible su desarrollo.

    • Hay otros países la situación es completamente distinta.

  • ¿Hay demanda suficiente para que merezca la pena dedicarse a este oficio?

    • La oferta y la demanda se ajustan, con ciertas imprecisiones, de forma automática. Si hubiese mucha mayor demanda que oferta de forma que hacer guitarras hiciese millonarios a sus fabricantes, muchos más se habrían dedicado a ello y las ganancias millonarias habrían dejado de ser posibles. A la inversa, si la demanda es mucho menor que la oferta, muchos guitarreros no podrías sobrevivir con esta actividad y cerrarían dejando a los restantes mayor beneficio.

    • Pero lo anterior es una visión estática y simplista. En la práctica tanto oferta como demanda son parámetros más complejos que dependen de los entornos social, económico y cultural que varían con el tiempo y a causa de otros factores exógenos.

    • En nuestra opinión, la demanda de música es cada vez mayor y ello lleva a mayor demanda de instrumentos con que producirla. Hoy en día la mayoría son electrónicos, pero el gusto por los instrumentos acústicos y su mercado no ha decrecido respecto de épocas pasadas. La guitarra no es una excepción: no ha habido una época anterior donde se hayan fabricado más guitarras que ahora y no hay indicios de que vaya a cambiar esta tendencia.

  • ¿Cuáles son los mitos, bulos, secretos y falsedades que circulan en este oficio?

    • Hay muchísimas cosas que, tanto profanos como 'expertos', creen porque, con más o menos interés, otros las hacen circular, o no frenan su circulación. Ejemplos hay desde que la madera debe ser cortada con luna nueva hasta que a la guitarra hay que hacerle una especie de entrenamiento para que aprenda a sonar mejor. El mejor sitio para nutrirse de todas estas ocurrencias son los foros de Internet. En ellos, los menos escrupulosos se realimentan con este tipo de ideas peregrinas que, a veces y en ciertas condiciones tienen algún significado, pero que sacadas de contexto y generalizadas carecen de todo valor práctico.

    • Durante nuestros cursos los alumnos constantemente nos preguntan sobre este tipo de cosas que han oído. Nuestra respuesta es siempre la misma: nos remitimos siempre a los hechos y a los datos que realmente pueden observarse y medirse. Todos los demás supuestos, de afectar, lo harían en grado tan pequeño, que a efectos prácticos no tiene sentido considerarlos. Dejamos a los investigadores que estudien el fenómeno y nos digan cuál es su influencia y utilidad. El guitarrero, como tal, es un ingeniero, un diseñador y constructor de objetos útiles, pero no un investigador; debe tomar el conocimiento generado por las investigaciones y aplicarlo. Y debe saber qué conocimiento es útil y cuál no lo es.

    •  

  • ¿Se desprecian los avances y minusvaloran las novedades?

    • Como a todas las preguntas, no puede responderse a ésta con un sí o no. Depende de la novedad, del momento y de la persona. Pero en general, podemos decir que sí hay conservadurismo. La excusa suele ser que si las cosas han funcionado así antes, por qué hay que cambiarlas. Con ese razonamiento todavía viviríamos en las cavernas; si no lo hacemos es porque algunos creyeron que siempre hay una forma mejor.

    • En muchos casos la razón del inmovilismo es el miedo a perder algo. Una persona que ha hecho algo toda su vida de la misma forma es un experto, probablemente respetado, en su especialidad. Pero pasa a ser un inexperto si cambia la tecnología. Y con ello incluso puede cambiar su forma de vida y su nivel de vida. La adaptación a una nueva situación implica un riesgo que cuesta asumir. Por ello muchos intentan poner freno al cambio. Y palos en las ruedas de quienes impulsan dicho cambio.

  • ¿Qué secretos se guardan los maestros guitarreros?

    • La palabra 'secreto' tiene dos significados. Por una parte es algo que no se quiere contar. Por otra significa un 'truco' del oficio que lo hace más sencillo o que da mejor resultado.

      Afortunadamente, muchas personas involucradas en el oficio de la construcción de guitarras son generosas, lo desarrollan con honestidad y ayudan a otros en la medida de sus posibilidades. Nuestra experiencia es que esto en más cierto cuanto más experto es realmente el profesional. Probablemente porque sabe que el mérito y la dificultad están en hacer efectivamente bien las cosas y no sólo en saber cómo hacerlas o en aparentar que se sabe.

    • Pero en el mundo de la guitarrería hay muchos que, consciente o inconscientemente, temen perder su statu quo y tratan de evitar la entrada de otros que podrían hacerles competencia.

    • Algunos, incluso, llegan a aparentar que ayudan a los nuevos a introducirse en el oficio pero les convencen de que es casi imposible hacerlo en un plazo de tiempo razonable. De esa forma les mantienen en la puerta de la profesión el máximo tiempo posible, intervalo en el que la mayoría de los neófitos acaban cansándose y abandonando. Y sólo aquellos que no desfallecen en el intento acaban ganándose la confianza y siendo aceptados por los más 'veteranos'. Y tanto les cuesta entrar que, muchas veces realmente convencidos y de buena fe, cuando están dentro aplican la misma medicina a los nuevos interesados. Así ha venido ocurriendo con los oficios del constructor de guitarras y con todos los otros que no tienen un soporte educativo oficial.

    • Si alguna vez has oído, has dicho o has creído que para saber hacer una buena guitarra se requiere casi toda una vida de experiencia y al tiempo no te has preguntado por qué para hacer un buen automóvil basta con sólo unos años de estudio, es porque has participado de la idea de que existen especiales dificultades y 'misterios' en este oficio. La realidad es que no existe ningún motivo por el que aprender a construir una guitarra deba requerir más dedicación que aprender a fabricar otros objetos.

    • En el diseño y construcción de guitarras no hay auténticos secretos, sólo mucho conocimiento acumulado durante años y algunos truquillos de cada profesional. Y para ser un buen guitarrero no hay que haber tenido la fortuna de descubrirlos sino haber dedicado tiempo a estudiarlos y practicarlos. También los hay que cuando asumen la idea de que no hay secretos, creen que vale cualquier cosa y se ponen a 'experimentar' haciendo a ciegas modificaciones en sus diseños. Y eso tampoco es. Pero sobre todo, en este mundo hay mucha leyenda y mucho mito que hay que saber distinguir y desterrar.

  • ¿Qué descalificaciones, impedimentos o trucos sucios se han empleado?

    • Lo que una persona o empresa puede hacer contra otra por ignorancia, miedo o envidia no tiene un patrón común. Y para intentar hacer daño algunos tienen mucha imaginación.

    • Aunque sabemos de otros que han recibido el mismo rechazo cuando han tratado de desmitificar la guitarrería, te contamos sólo algunas que han hecho contra nosotros o contra quienes nos han defendido. Son parte de las que hemos descubierto (es fácil calumniar en Internet anónimamente sin que el afectado se entere), y de las que hemos archivado pruebas. Curiosamente, todos los casos han estado protagonizados por miembros varones de la comunidad guitarrerística española. Ninguno ha hecho nunca el menor esfuerzo por ponerse en contacto con nosotros o con los afectados, ni previa ni posteriormente.

    • 1- Cuando pusimos en marcha en España este proyecto, sólo por darnos a conocer, recibimos a través del correo electrónico y del teléfono, algunas bromas, burlas, insultos e incluso amenazas. Todo sin ningún fundamento y por gente que ni nos conocía ni se identificaba, pero que hacía referencia a nuestra oferta, a nuestros programas y a nuestra forma de trabajar. Es decir, no estaban generadas por una máquina programada para ello, sino por personas con intención de hacerlo.

    • 2- Por enseñar sin velos todos los aspectos relacionados con la construcción de guitarras, en algunos medios se nos ha acusado de estar 'reventando el mercado' por desvelar los 'secretos del oficio' y no saber mantener la 'discreción profesional'.

    • 3- Un foro dedicado a la construcción de la guitarra española, expulsó temporalmente a uno de sus miembros por haber manifestado simpatía hacia nuestros cursos. No decimos el nombre porque la expulsión fue temporal y aunque no ha sido explicada, tampoco hemos notado más reacción contra quienes entienden la guitarrería con nuestros mismos principios.

    • 4- Los administradores del foro guitarra.artepulsado, que dice ser un lugar de discusión sobre la guitarra en general y que tiene un apartado para debatir sobre su construcción, ha demostrado una parcialidad extrema y un rechazo fuera de lo razonable contra nuestra iniciativa como se explica aquí.


 

Ayúdanos a mejorar
Si encuentras errores en la información de estas páginas, te agradecemos que nos lo comuniques para poder corregirlos.